Con un agradable sabor acaramelado que no puede pasar desapercibido por nadie, el dulce de leche es tradicional para acompañar una gran cantidad de postres. Además de ser un maravilloso acompañante, este postre latinoamericano es el antojo indiscutible de los amantes de la dulzura.

+Te puede interesar: Las mejores recetas hondureñas en dulce

Su elaboración es relativamente sencilla, tanto que con una hora o menos bastará para que comiences a degustarlo en casa para complementar lo que desees. El dulce de leche es tan versátil porque se puede apostar para consumirlo en forma de caramelo líquido para relleno en pasteles, tortas, crepas, panqueques o para helados, flan, gelatinas o cualquier otra preparación dulce.

En Honduras, este postre es de los más queridos y más tradicionales que podemos encontrar. Nos remonta a épocas de infancia en casa, con la receta especial de las madres o las abuelas. Hoy en día, el dulce de leche sigue teniendo la misma importancia tanto en los pueblos hondureños como en las ciudades; sin duda un manjar que nunca se dejará de disfrutar y compartir.

Cómo preparar el dulce de leche perfecto

El dulce de leche es muy tradicional en Honduras por su sabor. 

Aunque la elaboración del dulce de leche parece sencilla (en realidad lo es) sin embargo, requiere un trabajo extra sobre todo en la forma en la que se bate el dulce. Para que quede perfecto debes tomar en cuenta la temperatura de tu estufa y el batir constantemente hasta que este se espese por completo; siempre cuidando que no se pegue.

VER  5 recetas de desayunos fáciles de hacer con avena

¿Qué necesitas? 

  • 3 litros de leche
  • ¾ cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 2 tazas de azúcar
  • 1 cucharadita de vainilla

Lo primero es que debes verter en una cacerola a fuego suave y preferiblemente de cobre, la leche, azúcar y el bicarbonato previamente disuelto en un poco de leche fría y mezclar suavemente. Dejar romper hervor, bajar la llama y agregar la vainilla. Cocinar lentamente revolviendo cada tanto al principio, y continuamente al final hasta que se espese.

Para probar el punto de cocción, retirar un poco de dulce en un plato chico y dejar enfriar preferiblemente en la heladera. Si al inclinar el plato el dulce no corre significa que ya está. Verter todo en una fuente y decorar con pasas y canela, refrigerar y servir.

Tip: Si lo deseas más espeso, revuelve con una batidora eléctrica durante unos minutos y después lleva a refrigerar. Obtendrá una textura espesa muy exquisita.

+Además: Diferentes recetas de crepas que te encantarán

Consejos para conservarlo

Una vez preparado lo puedes conservar refrigerado por un máximo de dos semanas

El dulce de leche, al igual que el resto de las conservas, requiere refrigeración cuando se enfría. Si deseas guardar una porción en el refrigerador puedes esterilizar un frasco, preferiblemente de vidrio, con agua caliente para luego guardar y sellar con una tapadera. Es recomendable hacerlo por dos semanas solamente, ya que al estar hecho de un producto lácteo, en este caso leche entera, es perecedero.

También te puede interesar

40 min. 1 porciones

Ceviche catracho de pescado Almuerzos, Cenas

Por María José Cardona
40 min. 2 porciones

Filete de tilapia envuelto en hojas de plátano Almuerzos, Cenas

Por Chef Carlos Espinal
20 min. 1 porciones

Jalea de mango y cúrcuma Complementos

Por Chef Carlos Espinal

Deja un comentario