El té es impresionante, si eres amante de esta bebida caliente, pues es hora de probarla más allá de la taza, anímate a hacer nuestra propuesta de recetas. Puede parecer algo extraño, pero usar estas infusiones es toda una experiencia al paladar. Su uso como infusión es similar al de cualquier otra hierba aromática como la albahaca y hierbabuena, entre muchas más.

Actualmente, el té ya no se reduce solo a infusiones, pues puede enriquecer la cocina con todo un mundo nuevo de sabores. El uso del té es más común en la repostería, como, por ejemplo; el matcha japonés, pero mezclar estas infusiones en la cocina para caldos, salsas y aderezos es una ventana para probar una nueva sensación en tu boca.

+Lee esta nota: Infusión de limón, pepino y menta

El té se ha vuelto muy versátil en la gastronomía dejando notas de sabor perfectas.

El té se ha vuelto muy versátil en la gastronomía dejando notas de sabor perfectas.

Uno de los puntos más importantes a tomar en cuenta al momento de cocinar con té, es procurar conseguir la mejor calidad de materia prima, ya que el resultado final dependerá mucho de ello.

La forma más práctica y fácil de incluir el té dentro de tus platillos, es que, si al momento de la cocción la receta lleva algún líquido, entonces ese lo cambias por una infusión del té que mejor convenga. Mira estas recetas en las que puedes incluir diferentes tés en deliciosas preparaciones.

1. Caldo de mariscos y manzanilla

Si deseas agregarles un toque distinto a tus recetas de sopa de mariscos, la manzanilla es un elemento perfecto para realzar todos los sabores e ingredientes empleados en esta sopa. Esta es una preparación sin igual que cambiara por completo la manera de tomar este delicioso platillo.

¿Cómo hacer?

Poner 6 bolsas de té de manzanilla en 1 litro de caldo de pescado caliente, reposar durante 5 minutos. En una cacerola, cocinar 1 cebolla grande picada con 3 cucharadas de mantequilla amarilla y 2 dientes de ajo picados. Agregar ¼ de zanahoria en trozos y 2 cucharadas de apio picado, cocinar por 2 minutos más.

Limpiar 1 libra de mejillones, 1 libra de aros de calamar, 1 libra de camarones y 1 libra de filete de pescado, sofreír en una olla con aceite de oliva, 2 cucharadas de paprika y 1 cucharadita de achiote en polvo. Agregar el caldo y revolver bien. Llevar a ebullición, agregar ¼ taza de vino blanco seco y cocinar a fuego lento durante 20 minutos. Llevar a ebullición, salpimentar y cocinar a fuego lento por 5 minutos o hasta cocinar los mariscos.

+Te recomendamos leer: Descubre los maravillosos beneficios de la manzanilla

VER  Azúcar, Sal y Pimienta una empresa familiar que ofrece lo mejor en comida

Dar clic en 2 para ver el siguiente:

También te puede interesar

25 min. 4 porciones

Tacos de tostones Almuerzos, Cenas

Por Chef Carlos Espinal
6 porciones

Chilli blanco de pollo Complementos

Por Chef Lisandro Calderón
1 hora 12 porciones

Dulce de coco Bocadillos, Postres, Snacks

Por Chef José Raúl Peralta