En la búsqueda de una cocina reluciente y pulcra, la limpieza adecuada de superficies como el mármol y granito se convierte en una tarea esencial. Estas piedras naturales, conocidas por su elegancia y durabilidad, requieren cuidados específicos para mantener su brillo y resistencia a lo largo del tiempo. A continuación, te presentamos los secretos para mantener tus encimeras de mármol y granito en su mejor forma.

Con estos trucos para limpiar el mármol y gránito, tu cocina se verá renovada en pocos minutos.

Limpieza diaria

El polvo y los residuos diarios pueden opacar la belleza de estas piedras. Utiliza un paño suave y húmedo para limpiar regularmente la superficie y eliminar cualquier rastro de suciedad. Evita el uso de limpiadores abrasivos que puedan rayar la piedra.

Para eliminar manchas difíciles, mezcla partes iguales de agua y vinagre blanco o utiliza limón. El ácido natural en estos ingredientes ayuda a disolver manchas y a devolver el brillo original. Asegúrate de enjuagar bien la superficie después de usar estas soluciones ácidas y nunca las uses sin disolver en agua.

+Vea: Descubre los secretos y usos de la vainilla: todo lo que debes saber

Siempre utiliza guantes al limpiar tu cocina para proteger tus manos de productos químicos muy fuertes.

Evita productos ácidos y abrasivos

Mantente alejado de productos de limpieza que contengan ácidos fuertes, como el vinagre concentrado o limpiadores abrasivos. Estos pueden dañar la capa protectora de las piedras y provocar marcas permanentes.

El mármol y el granito deben ser sellados regularmente para mantener su resistencia a manchas y líquidos. Utiliza un sellador específico para piedras naturales y sigue las instrucciones del fabricante para obtener los mejores resultados.

VER  7 consejos para preparar una carne prensada perfecta

Limpia inmediatamente cualquier derrame de líquidos, especialmente sustancias ácidas como el vino o el jugo de limón. El mármol y el granito son porosos y pueden absorber líquidos, lo que podría causar manchas.

Ten cuidado con las altas temperaturas

Evita el contacto directo de objetos calientes con la superficie de mármol o granito, ya que esto podría ocasionar daños irreparables. Te recomendamos utilizar posavasos o almohadillas térmicas como medida preventiva para proteger la piedra de posibles fuentes de calor directo.

Lo ideal es conocer los productos que están diseñados específicamente para tu tipo de cocina.

+Mira: 5 mejores tips de mamá para crear hábitos de limpieza en la cocina

Utiliza productos específicos para mármol y granito

Selecciona limpiadores especialmente formulados para mármol y granito, ya que están diseñados con fórmulas suaves y respetuosas con estas piedras. Estos productos no solo limpian de manera efectiva, sino que también contribuyen a preservar la belleza natural de estas superficies, asegurando un cuidado óptimo para prolongar su durabilidad y atractivo estético.

Siguiendo estos consejos de limpieza, podrás preservar la elegancia y la durabilidad de tus encimeras de mármol y granito. Con un mantenimiento adecuado, tu cocina brillará con un esplendor atemporal que será la envidia de todos los aficionados a la cocina.

+Te puede interesar: El arte de elegir los sartenes y ollas perfectas para tu hogar

También te puede interesar

15 mins. 1 porciones

Sándwich cubano Almuerzos, Cenas

Por chef Horacio Ruiz
30 min. 4 porciones

Frijoles charros en vino tinto Complementos

Por Chef Carlos Espinal
45 min. 8 porciones

Arroz navideño con almendras y pasas Complementos

Por Chef Laura Morales