El tamarindo es una fruta tropical de color marrón y sabor más o menos ácido, pero pocos sabes sus propiedades milagrosas para la salud. El tamarindo es muy utilizado en los hogares hondureños para elaborar jugo natural, que resulta totalmente refrescante en días de calor. Esta fruta está cargada de nutrientes y minerales como calcio, hierro,  potasio, magnesio, zinc, fósforo y sodio, también contiene vitaminas de los grupos B, C y  E, todo esto aporta grandes beneficios a nuestro organismo, principalmente en el sistema digestivo.

Lea también: 8 frutas y vegetales para estar hidratado

Ayuda al cuerpo

Es un laxante gracias a esta propiedad, al ingerir el jugo el organismo depura las toxinas y desechos de forma natural. Además el tamarindo es un buen estimulante del apetito, dado que acelera el metabolismo y ayuda al sistema digestivo. De igual manera alivia y previene los gases estomacales. Por si fuera poco, es regulador de la presión arterial gracias a su fibra dietética.

 

Aliado de cosmética

Pero el tamarindo no solo es de provecho para nuestro organismo, también ayuda a mantener bella la piel, pues elaborando algunas mascarillas con la pulpa de esta fruta, lograrás aclarar la piel, exfoliar, desaparecer la grasa de la piel y además prevenir la pérdida de cabello.

 

Medicina natural

El tamarindo también puede aliviar hinchazón, dolores musculares y articulares. Solo debes aplicar la pulpa de tamarindo en cataplasma sobre la zona afectada, reduciendo la inflamación sin necesidad de tomar analgésicos. Igual funciona como cicatrizante, ayuda a cerrar heridas y a sanar quemaduras en la piel, cuando se aplican sus hojas, mezcladas con aceite vegetal, sobre la zona afectada.

VER  5 tipos de miel y sus beneficios

También te puede interesar

45 min. 2 porciones

Camarones empanizados en coco Almuerzos, Cenas

Por Chef José Raúl Peralta
1 hora 30 min. 20 porciones

Macheteadas hondureñas Desayunos, Postres, Snacks

Por Chef Carlos Espinal
25 min. 2 porciones

Tropical burger Almuerzos, Cenas

Por Chef Carlos Espinal

Deja un comentario